*

Informes Especiales

Portada  |  06 septiembre 2021

Te presento: el hombre que sobrevive con su horno de barro portátil

Hace unos años lo rajaron de su laburo y recordó que en su Santiago del estero natal veía hornos de barro portátiles en la calle.

Es la historia del Rodolfo que siempre fue trabajador gastronómico.

Hace unos años lo rajaron de su laburo y recordó que en su Santiago del estero natal veía hornos de barro portátiles en la calle.

Con la ayuda de un amigo hizo uno para salir a vender empanadas en CABA. En un primer momento le fue muy bien pero la cuarentena lo mató.

Sus clientes, los locales de la Avenida Córdoba estaban cerrados. Pintó departamentos, cocinó para los vecinos y así sobrevivió. Hoy, todos los días sale a vender sus empanadas con su horno móvil. Sobrevive gracias a su ingenio y perseverancia, con una idea original.

Comentarios